Nuestra historia

"La combinación perfecta"

Tsutsui Kennel somos mi familia al completo, la que formamos mi marido Kenji (japonés) y yo, Sara (española) después de habernos conocido y vivido en Japón durante los primeros años para posteriormente, establecernos en España junto nuestros dos hijos y con los que compartimos el día a día con nuetros perros.

Desde muy niña y sin saber por qué, he sentido una fuerte atracción tanto por Japón como por los animales, especialmente por los perros, de los cuales siempre he estado rodeada. Los que me conocen lo saben bien... si hubiera que definir mis dos pasiones, podría decirse que quedarían definidas en un 50% Japón y 50% perros.


Fue en el 2002 cuando por primera vez pude cumplir mi sueño de poder ir a Japón, primero como estudiante para perfeccionar el idioma, luego como trabajadora en una empresa japonesa y finalmente residiendo. Fue allí donde conocí a mi marido Kenji Tsutsui (exacto! "Tsutsui" no es un simple afijo, se trata de nuestro apellido). Como anécdota, aún recuerdo que ya por aquel entonces la estatua de Hachiko en Shibuya era uno de nuestros lugares de encuentro.

Fue en Japón donde quedé cautivada por los akita pero no nos fue posible adquirir nuestro primer ejemplar hasta ya una vez en España. Nuestro primer ejemplar era una hembra y fue junto a ella que empecé a conocer verdaderamente la raza y teniendo más claro que algún día nuestra vida tenía que vivirla entre akitas.

Ha sido finalmente en el 2021 cuando hemos conseguido dar forma a nuestro sueño y cambiar el ajetreado ritmo de vida de Tokyo y Madrid por la vida en el campo junto nuestros queridos perros eligiendo Segovia como destino por su clima y entorno natural.

Nuestro afijo está registrado tanto en España a través de la RSCE (Real Sociedad Canina de España) perteneciente a la FCI (Federación Cinológica Internacional) como en AKIHO (Akita Inu Hozonkai) Sede de preservación de la raza en Japón. Somos miembros directos de JKC (Japan Kennel Club), SCC (Sociedad Canina Castellana) y el CEPN (Club de  Nórdicos y Akita Inu de España).

Desde el comienzo teníamos claro que la base de nuestra cría tenían que ser los ejemplares que venimos cuidadosamente importando directamente de las mejores líneas de Japón y buscando siempre la armonía entre belleza, salud y carácter. Todos nuestros reproductores están testados OFICIALMENTE de estar libres de displasia con el certificado de AMVAC, AVEPA o SETOV y desde éste año todos quedarán testados ocularmente con certificado de ECVO.

Ha sido después de diez años dedicándonos exclusivamente a los akita que hemos dado el paso de empezar con los shiba inu de manos del Sr. Takashi Tojo. Todo surgió tras profundizar en el estudio de las razas autóctonas japonesas llamándonos especialmente la atención la gran labor y dedicación por parte de algunas personas veteranas por impedir su desaparación

entre los que se encontraba el Sr. Tojo, nuestro actual mentor y a quien estamos profundamente agradecidos por inculcarnos sus valiosos conocimientos orientándonos hacia una cría en la que el objetivo sea preservar los estándares más primitivos de cada una de las razas.

Por otra parte contamos con el apoyo del Sr. Matsunaga y de quien tenemos el orgullo de haber podido importar dos de nuestras últimas hembras reproductoras que estamos seguros, aportarán muchas cosas buenas a nuestro plan de cría.

Actualmente combino mi trabajo de intérprete traductora de japonés con mi familia y por supuesto mis perros, en los que he encontrado la combinación perfecta entre mis dos pasiones.


Nuestro objetivo es seguir dando lo mejor de nosotros sin dejar nunca de aprender para seguir pudiendo dar a conocer ambas razas y corresponder a aquellos que confían en nosotros desde una base de ética de cría responsable, dando un trato familiar y cercano.